Procesan a Ángel Fenoll por los enterramientos de basuras en La Murada

La titular del Juzgado de Instrucción Nº 3 de Orihuela que  investiga una de las piezas derivadas del Caso Brugal, concretamente las supuestas irregularidades en el enterramiento de basuras en la pedanía de La Murada, ha abierto un procedimiento abreviado contra siete personas y cinco empresas al detectar indicios de un delito contra el medio ambiente y los recursos naturales. 

Entre los imputados se encuentran el polémico empresario Ángel Fenoll, propietario de la empresa de limpieza viaria SIREM, su hijo Antonio Ángel Fenoll, el ex concejal del PP de Albatera Javier Bru y Francisco Poveda. Así mismo, y tras este auto, la empresa Proambiente se enfrentaría a una responsabilidad subsidiaria por los presuntos enterramientos ilegales de basura en fincas rústicas de la pedanía oriolana. 

En el auto, la magistrada recoge la existencia de indicios "acreditados" de la comisión de varios delitos contra el medio ambiente y los recursos naturales basándose principalmente en grabaciones en las que se recogen conversaciones entre el propio Ángel Fenoll, su hijo y Javier Bru sobre los supuestos vertidos en estas fincas de suelo rústico agrario. La jueza también ha valorado los informes periciales aportados en esta causa que se remonta al año 2011, cuando se descubrió un vertedero en una parcela de limoneros en el municipio murciano de Abanilla, colindante a La Murada. Tras iniciar la investigación judicial se detectaron más de 500.000 metros cuadrados de terreno rústico donde supuestamente se enterraban ilegalmente toneladas de residuos que alcanzaron la Rambla Salada y el Paraje Los Rubiras. 

Según expone la magistrada en el auto, el imputado Ángel Javier Fenoll, sobrino del empresario Ángel Fenoll, "era el encargado de coordinar los trabajos de vertido de residuos en las fincas exteriores", y el imputado Francisco Fenoll Pérez "se encargaba de tapar con tierra con una máquina las basuras vertidas".  En concreto esta actividad se estaba llevando a cabo en los meses de mayo y junio de 2008 en la finca Los Corrales. Según el auto, también cooperó en las labores de enterramiento y posterior acondicionamiento de los terrenos la empresa Transformaciones Vera, cuyo administrador era el imputado JOSÉ VERA LÓPEZ. 

El autor recoge que esta actividad "ha provocado una gran afección sobre el territorio y sobre los elementos y procesos naturales que tienen lugar en su entorno, añadiéndose el alto riesgo de contaminación de las aguas subterráneas y superficiales y acuíferos, emisiones de gases y fenómenos de autocombustión. En relación a los acuíferos, la actividad ilícita descrita constituye un riesgo grave de contaminación de las aguas subterráneas", y por tanto considera que "todo ello ha provocado un daño medioambiental cuya remisión requiere que el terreno sea sometido a un complejo proceso de restauración, con la retirada de residuos, remodelación de taludes generados, relleno de huecos con material inerte seleccionado y restauración de cubierta vegetal entre otros, cuyo coste aún está por determinar, dada la complejidad del proceso de restauración".

La magistrada considera además que "como consecuencia del reiterado vertido se produce una fuerte emanación de gases, en época de lluvias rezuman lixiviados, las basuras son arrastradas por el viento, y dadas las características del terreno, permeable y con abundantes acuíferos subterráneos, existe un evidente riesgo de que éstos también se contaminasen por la filtración de las aguas contaminadas de las lagunas y por los lixiviados procedentes de los residuos del vertedero. Y así consta en informes toxicológicos que acreditan la existencia de metales pesados".

En el mismo auto la jueza archiva la causa contra Emilio Hurtado, gerente de una empresa de Torrevieja y Cherkaqui El Harras, el conductor de una de las excavadoras que supuestamente fue utilizada para llevar a cabo los enterramientos de basura. El jueza na ha considerado probada su relación con los hechos.

Esta investigación se remonta al año 2011 tras una denuncia del Ayuntamiento de Orihuela. 

Medios

Inicia sesión para enviar comentarios
volver arriba