INESTABILIDAD OTOÑAL

INESTABILIDAD OTOÑAL

¡Vaya despedida del mes de Noviembre!. Una BFA (Borrasca Fría Aislada) ha sembrado el caos en gran parte de España, provocando condiciones meteorológicas plenamente adversas. En lo que respecta a la comarca de la Vega Baja del Segura, se preveía que la jornada del sábado iba a ser la más inestable según todos los análisis de los modelos meteorológicos, con un primer envite de lluvia de madrugada, una pausa durante las horas centrales del día y un segundo envite de lluvia (a priori el más intenso) durante la tarde y noche. Sin embargo, este último no tuvo lugar por el ligero desplazamiento de la perturbación hacía el norte, dejándonos fuera de su “zona de ataque”. 

Hay que tener en cuenta que el área mediterránea es una zona muy difícil de pronosticar, dado el ‘enjambre geográfico’ en el que estamos inmersos. Este hecho se acentúa cuando ocurren situaciones poco ocurrentes a nuestra latitud, como es la visita de un profundo centro de bajas presiones, creando así un panorama errático y anómalo. 

Así pues, la inestabilidad tuvo mayor repercusión durante la jornada dominical, con la ubicación de la perturbación en las Islas Baleares. Se habla incluso de la puntual formación de un “Medicane” (Mediterranean Hurricane) en Ibiza. En cualquier caso, es sin duda alguna una tesitura para el recuerdo. Además, como suele ser habitual, las lluvias más abundantes se han registrado en las provincias de Valencia, Cataluña, Tarragona, Barcelona y Girona. 

En la comarca de la Vega Baja del Segura los registros de precipitación durante el fin de semana han sido los siguientes:

Orihuela: 18,6 L/m²

Guardamar del Segura: 16,8 L/m²

Ciudad Quesada: 12,5 L/m²

Torrevieja: 7,4 L/m²

Como último apunte, otra curiosidad ligada a la meteorología que ha tenido lugar en estos días pasados es el brutal descenso de la presión atmosférica. Seguro que algunos de ustedes habrán notado dolores de cabeza, picores en las cicatrices...etc. Si ha sido así, sepa que es usted una persona “meteorosensible. Unido a la caída barométrica, el nivel del mar ha subido notablemente, desencadenando una larga serie de destrozos en la costa.

Durante los próximos días el temporal irá remitiendo. Se abrirán grandes claros en el cielo, aunque con la entrada del régimen de vientos marítimos volverá a aumentar la nubosidad de cara a los últimos compases de la semana. Todo ello acompañado de un ligero descenso de las temperaturas. Parece que ahora sí, ya en el mes de Diciembre, el mercurio tiene tendencia a bajar.

 

Inicia sesión para enviar comentarios
volver arriba