TOROS Sí, ...PERO CON BOCADILLO DE TOFU

TOROS Sí, ...PERO CON BOCADILLO DE TOFU

En el Pleno del mes de octubre se aprobaba con los votos a favor de PSOE, Ciudadanos, y la formación que hizo la propuesta, Cambiemos Orihuela, una moción que declaraba al municipio de Orihuela “garante de los derechos de los animales” y “contrario a cualquier tipo de espectáculo taurino”. Como viene siendo habitual, el gobierno de Bascuñana pretende saltarse la decisión del Pleno.

El Alcalde, mes y pico después de la declaración antitaurina de la ciudad, aireó en una tertulia televisiva local su compromiso con la micro-minoría taurina de Orihuela y con los vestigios de una tradición tan decadente como cruel. Del mismo modo lanzó un compromiso, que dice tener su equipo de gobierno, para realizar un dispendio que rescate la también decadente plaza de toros, “derribando ésa o haciendo una nueva, conservando lo que se pueda o...”, ...o de cualquier otra forma, buscando siempre dar satisfacción a la afición residual de esta bárbara tradición. Y ya se sabe, si por el suelo queda alguna bandera de lo carpetovetónico, el Partido Popular no duda en agacharse a recogerla, siempre el espectáculo de lo más rancio al son de las castañuelas. 

La defensa de la tauromaquia por parte de Bascuñana puede ser lícita desde lo personal, pero es muy irrespetuosa desde lo político. Sus declaraciones no hacen más que demostrar que la participación y los valores democráticos son dos conceptos ajenos y meramente estratégicos para él y quienes lo acompañan; tan solo dos anotaciones vacías de argumentario de moda. Si no, ¿por qué estas declaraciones haciendo patente su intención de saltarse la voluntad de la mayoría? Desde luego, si piensa obtener algún rédito con ese apoyo, ya le adelanto que como estratega no tiene más futuro que un plato de rabo estofado y un vaso de vino en alguna peña. 

Pero todo esto viene aderezado de un insulto a la inteligencia colectiva. Al igual que Celia Villalobos se agarra a no sé qué sobrino con rastas para obtener licencia que le permita valorar a alguien por su aspecto, poniendo en duda incluso su higiene personal -refiriéndose al diputado de Podemos Alberto Rodríguez-, Bascuñana se busca a la compañera vegetariana para defender su postura a favor de la tortura del bovino. “Hasta tal punto defiende a los animales que no se los come”, claro, en pro de la tradición hace una excepción en su curiosa y particular cruzada contra el sufrimiento animal, para permitir que unos cuantos paisanos pasen el rato masacrando al bicho. Cuánta autoridad moral, y qué poca la del resto que come pechuga a la plancha pero se empeña en evitar un sufrimiento gratuito y completamente innecesario. Pues yo veo más incoherencia en ella y su protaurina actitud acompañada de bocadillo de tofu (sustituto vegetariano de la carne). Yo, y mucha gente como yo, come animales para alimentarse, muchos nos preocupamos porque la vida y la muerte de lo que nos comemos sea lo más digna posible, por ellos y nuestra salud, pero ese sacrificio que acaba en muerte no tiene nada que ver con la macabra y sádica diversión de torturar y matar para divertirse.Yo nací en un entorno protaurino y adquirí conciencia de este asunto en plena plaza de toros, en mi asiento. Podría relatar detalladamente como se percibe el sufrimiento del toro mientras lo destruyen sin compasión, y cómo la gente anima y disfruta con tan vil acto, pero sería un relato largo y desagradable que nos aleja de lo importante de este artículo. Jamás me volveré a sentar a pasar el rato mientras alguien humilla, extenúa, tortura, y finalmente asesina a un ser vivo, y eso me da más autoridad moral para rechazar esa “fiesta” que alguien que la permite, o incluso la fomenta, por mucho tofu que coma. 

Bascuñana opina que su compañera tiene mayor legitimidad como defensora de los animales -legitimidad que extiende a todo su grupo- porque fíjate si los respeta que ni se los come. Bascuñana tampoco come oriolanos pero los respeta bastante poco y tampoco respeta el órgano que los representa, y como prueba estas declaraciones: “Lo que quiere el equipo de gobierno es darle una respuesta y una solución a toda la afición taurina que hay en Orihuela y tiene un compromiso y quiere comprometerse con toda esta gente para darles una solución”. Pues desde Cambiemos Orihuela estaremos vigilantes y usaremos todas las herramientas legales, y de presión social, para que la voluntad ciudadana y la decisión del Pleno se cumplan, porque si Bascuñana tiene un compromiso con la afición taurina, nuestra gente lo tiene con la ciudadanía y la democracia.

 

Inicia sesión para enviar comentarios
volver arriba