EL PP ACUDIRÁ AL JUZGADO PARA HACERSE CON EL CONTROL DE LAS SOCIEDADES MUNICIPALES

Los concejales del Partido Popular, Dámaso Aparicio y David Costa, han denunciado "la continúa situación de desamparo que se vive en el Ayuntamiento de Orihuela, tras la decisión unilateral del alcalde, Monserrate Guillén, de prohibir al secretario municipal la convocatoria de la Junta General de las Sociedades Municipales".

 

Los dos ediles populares han comparecido esta mañana para anunciar que en un plazo máximo de dos días le llegará al alcalde un requerimiento notarial para que, junto con el informe del secretario, convoque estas Juntas Generales de todas y cada una de las Sociedades Municipales. En caso de que Guillén se negase a convocarlas, el PP ya ha anunciado que acudirán a los Juzgados.  "Orihuela está retrocediendo en derechos y libertades, pedimos que se convoque la junta cuando la mayoría de los miembros lo deciden, así funciona esto, todo con los trámites cumplidos en base a la ley, pero para Guillén ya nada vale, su única responsabilidad como máximo regidor es invalidar las acciones del PP, algo que no va a conseguir porque pensamos mantenernos firmes en nuestra labor de oposición", ha asegurado el concejal David Costa. 

 

Monserrate Guillén se negó la pasada semana a convocar un pleno extraordinario, convocado por el PP para hacerse cargo de las Sociedades Municipales, en base a una reforma legal que da la competencia para el nombramiento de consejeros a la Junta de Gobierno y no al Pleno Municipal. El Partido Popular esperaba ayer que el secretario general del Ayuntamiento convocase esta sesión plenaria pero tampoco fue así ya que el funcionario público envió un mensaje a todos los concejales en el que les anunciaba que le era imposible notificar la convocatoria automática de este pleno por petición expresa de la presidencia de las sociedades municipales, es decir del alcalde, Monserrate Guillén. 

 

Dámaso Aparicio ha destacado hoy que Guillén, en calidad de presidente del consejo de administración, "ha prohibido al secretario convocar dicha Junta General sin argumento legal que se lo permita" y ha anunciado que hoy mismo han iniciado los trámites legales para que el consejo se pueda poner en marcha "estamos ante sociedades mercantiles que no se rigen por junta de gobierno, que no se pueden atener al artículo 127, que es para organismos supramunicipales, y en este caso nos acogemos a un caso de derecho mercantil, hay que ajustarse a lo que marca la ley en el artículo 85 de la Ley de racionalización y sostenibilidad de la Administración Local, que establece que las sociedades municipales locales han de regirse por sus estatutos, los cuales nos amparan".

 

Por su parte, David Costa, ha calificado este hecho de antidemocrático "prohibir que el secretario haga su trabajo es la estrategia que ocupa al bipartito, lo fían todo a los tiempos judiciales, contamos con un alcalde que va por sistema en contra de las reglas democráticas, de los informes técnicos y jurídicos, lo que nos deja a nosotros con una sensación de desamparo absoluto".

 

Inicia sesión para enviar comentarios
volver arriba