Los mercaderes solicitan ser escuchados en la reorganización de Los Huertos y preparan manifestaciones

Los mercaderes solicitan ser escuchados en la reorganización de Los Huertos y preparan manifestaciones

Se desplazaba este martes la concejala socialista Carmen Gutiérrez hasta el mercado de Los Huertos para conocer las reivindicaciones que están realizando un grupo de mercaderes tras la reubicación anunciada por el edil de Mercados, Dámaso Aparicio. 

Anunciaba Gutiérrez que su presencia este martes en el mercado era para “denunciar el fracaso del proceso de reubicación” que había emprendido el responsable del área, con la finalidad de revitalizar el zoco. 

Y es que el estado del mercado de los martes, como apuntaba la concejala, “languidece por falta de vendedores y compradores”. Fue exactamente hace un año, cuando Dámaso Aparicio anunciaba el proyecto para “revitalizar el mercado de Los Huertos”. 

La forma de ese proyecto de revitalización, que se daba a conocer hace un par de semanas, para la edil socialista y para muchos mercaderes “no es más que una reagrupación de los puestos que no beneficia a nadie”.  Y es que buena parte de los comerciantes “se quejan de la mala ubicación existente y de la falta de control”.

Un control, que como anunciaba Aparicio, ha sido asignado a la Policía Local. Una Policía, que según Gutiérrez, no se ha pasado en toda la mañana por el zoco y que cuando lo ha hecho ha sido para solicitar la identificación de los mercaderes que se encontraban protestando y de los dos concejales, la socialista y el de Cambiemos –Karlos Bernabé-, que en ese momento se encontraban escuchando las reivindicaciones de un grupo de vendedores. 

Recriminaba la edil el celo a la hora de controlar la protesta de los mercaderes y la falta de atención, que Aparicio, muestra hacia los comerciantes, que lamentan la ausencia del edil durante estos dos años de mandato en el zoco, para conocer su estado. 

Expresaba Gutiérrez que la decisión de la reagrupación de puestos se había tomado desde la Concejalía sin contar con los vendedores. Y que las tres propuestas que obraban en el expediente eran “exactamente idénticas”. Así, anunciaba la socialista que se han presentado 135 alegaciones a esa reorganización de puestos, lo que supone que más del 50% de los comerciantes no aceptan el plan de Aparicio. 

La concejala solicitaba al responsable de Mercado que “acepte las alegaciones y se  siente a escuchar a los mercaderes”. Ya que “ellos tienen otras propuestas distintas que consideran un mal menor”. Y es que, como expresaba la edil, la reivindicación de los mercaderes continúa siendo el traslado de este zoco al centro de Orihuela.

La Asociación Intercomarcal del Mercaderes, a través de un portavoz, criticaba que Aparicio no se hubiera sentado a hablar con ninguno de ellos en ningún momento y que no hubiera contado con ellos para nada. Han sido varias las opciones que se han planteado a la Concejalía como la de sacar la fruta y la verdura fuera del recinto y mantener el textil dentro o crear islas haciendo que todos los puestos tengan esquina. Para esta asociación, Dámaso Aparcio pretende desmantelar este mercado y es que apunta a que “ha suprimido todo el transporte que se desplazaba los martes hasta el zoco”. 

Por su parte, desde la Asociación Provincial de Mercaderes anuncian, si el edil continúa sin hacerse eco de las reivindicaciones, manifestaciones conjuntas entre amabas asociaciones, durante todas las semanas, a partir del próximo martes. Para intentar conseguir “que al menos nos escuche”. 

 

Medios

Inicia sesión para enviar comentarios
volver arriba